Puerto Plata Covid-19 | 24/09/2021 | Infectados 9050 | Fallecidos 158 | Recuperados 8646 | Click Para Más detalles

Navidad: ¿de ayer o de hoy?

Ultima Actualización: jueves, 20 de diciembre de 2012. Por: Anny Mariel Gómez

Lo importante es que estas fechas sigan siendo un valor importante para celebrar, cerca o lejos, para procurar que sea un tiempo de encuentro con la felicidad, idóneo para fortalecer los vínculos familiares y de amistad.

Sin temor a equivocarnos, la Navidad es una de las fechas más esperadas de todo el año por la humanidad. El mes de diciembre se traduce en fiestas y pura celebración, pero remontándonos a varios años atrás y comparando a la actualidad, se puede afirmar que definitivamente todo ha evolucionado. Desde la congregación con los miembros afines de la familia para compartir Noche Buena o Año Nuevo, la petición de regalos de los niños a Santa Claus o a los Reyes Magos, y hasta la manera de felicitar por las fechas.
 
Ciertamente, en comparación con años anteriores, la prisa y el estrés diario han dado un giro a la solemnidad de la época, pero inevitablemente en este tiempo de añoranzas, es inevitable recordar las vivencias de las navidades de etapas atrás.

Los villancicos, la Misa del Gallo, mañanitas, fiestas, el tecito de jengibre para menguar el frío, la comida. En fin, todo lo que huele y forma parte de nuestros preciados e inolvidables diciembres.

Personajes y tradiciones de Puerto Plata

En Puerto Plata, todo comenzaba cuando algunos sectores eran alegóricamente decorados de manera vistosa, con la cooperación de los habitantes de la zona que realizaban colectas o “serruchos” para el montaje de este tipo iniciativa que imprimía belleza y alegría a las calles de la ciudad.

Qué decir de las mañanitas de Oscar González y su familia. Toda una tradición que ha envuelto a varias generaciones con el transcurrir de los tiempos.

No se puede hablar de Navidad en Puerto Plata sin mencionar a doña María Jiménez Messón, cuyo hogar desde hace ya varias décadas, se transforma anualmente en un museo donde todo lo que se respira es aire navideño. Un ambiente lleno de magia, luces y color, entre árboles, duendes, estrellas, pesebres y un sinfín de detalles que adornan este espacio abierto a todo público que lo visita durante las pascuas.

Desde que los teléfonos celulares y otras tecnologías invadieron el mercado, los niños también quisieran estar a la vanguardia, por lo que son muchos los piden de regalo un Smart Phone , un iPod, un Nintendo Wii, realidad que no se contrasta con un tiempo atrás cuando eran los trenes, pelotas, Ataris y bicicletas el mejor regalo a la inocencia. 

Al iniciar diciembre, en el centro de la ciudad de Puerto Plata, estos juguetes se exhibían de manera muy llamativa en la Librería Rodali, donde había que hacer una parada obligatoria para apreciarlos de cerca.

Roberto Santana, propietario, aun se destaca en esta temporada por la gran variedad de bicicletas y triciclos que expone en el parque Gregorio Luperón, justo frente a su negocio, donde frecuentemente se le ve atendiendo de modo afable y jocoso a sus clientes.

A diferencia de hoy en día, cuando ya no es tan elemental lucir de gala durante las fechas festivas. La vestimenta hace unos años, sin duda tenía una importancia primordial en esta época, principalmente cuando había recepciones especiales como las del 31 de diciembre, entonces era casi un mandamiento  ataviarse de Yara Boutique, con más de tres décadas de existencia. 

Celebrando diferente
 
La Noche Buena es el ritual esperado para compartir las bienaventuranzas de la familia. Generalmente todos se reúnen para disfrutar una suculenta  cena, con manjares típicos, entre los que se destacan: el cerdo, el pavo y el pollo asado, ensalada, moro, arroz blanco, viandas, frutas y otros alimentos. Actualmente, son más quienes optan por una forma alternativa de celebrar y reflexionar sobre el significado de la época. Irse a un resort, salir fuera de casa, confiar las festividades a manos profesionales, viajar y disfrutar de unas vacaciones retirados de la cotidianeidad. Muchas son las opciones para escoger. 
 
Luego de este corto viaje mental hacia el pasado se hace oportuno cuestionarnos: Navidad: ¿Ayer u hoy?, la pregunta queda abierta, pero aun cual sea su respuesta, aun desaparezcan muchas tradiciones, lo importante es que estas fechas sigan siendo un valor importante para celebrar, cerca o lejos, para procurar que sea un tiempo de encuentro con la felicidad, idóneo para fortalecer los vínculos familiares y de amistad.